Una dieta equilibrada y saludable para una vida mejor

Una dieta equilibrada y sana es la base para poder disfrutar de una buena salud, es el combustible más apropiado para que el organismo presente un funcionamiento óptimo contando con todos los nutrientes que requiere para su día a día. La dieta mediterránea, considerada como una de las dietas más saludables que existen, está basada en el consumo generoso de verduras, hortalizas, cereales, frutas, legumbres, lácteos, aceite de oliva y pescado.

Entre todos estos alimentos, el pescado tanto blanco como azul, aparece como el alimento estrella, como el producto que reúne todas las propiedades necesarias para disfrutar de una dieta equilibrada y cardiosaludable. La presencia de determinados pescados o alimentos en el mercado depende de la época del año, por lo que no siempre se puede disfrutar del producto que se quiere. La solución a este pequeño inconveniente estacional se soluciona con los productos congelados, productos siempre al servicio de los consumidores para que puedan disfrutar de todos sus beneficios en cualquier momento y época del año.

Productos congelados, una fuente de nutrientes siempre lista

Existe una creencia errónea que asegura que el consumo de productos frescos resulta mucho más recomendable y saludable que la ingesta de los mismos congelados, que el contenido de vitaminas y minerales en estos es inferior que la que presentan los productos que no han experimentado este proceso de conservación.

Tal y como ha sido señalado por nutricionistas, la única diferencia entre el alimento fresco y el congelado es que el congelado se ha sometido a una disminución de temperatura, destinada a conseguir la congelación del componente principal del mismo, el agua. Constituye un procedimiento que consigue aportar una serie de ventajas a los alimentos que ayudan a mejorar sus propiedades y características de forma considerable, convirtiéndolos en alimentos muy recomendables para disfrutar de una dieta equilibrada.

Platos saludables con productos congelados

Congelados saludables, ventajas de los alimentos congelados

Entre las ventajas que presentan los alimentos congelados se pueden destacar:

  • La congelación de este tipo de alimentos se lleva a cabo justo en el momento de la recolección o de la pesca. En ese preciso instante es cuando los alimentos presentan su mayor contenido en vitaminas y minerales, por lo que al someter a dichos alimentos a una congelación se consigue un alimento con el mayor contenido de dichos nutrientes, resultando congelados saludables y muy recomendables para una dieta equilibrada. Este aspecto ha sido señalado por el Ministerio de Sanidad.
  • La congelación de los alimentos permite prolongar la vida útil del mismo, es decir, se convierte en algo menos perecedero que conserva sus propiedades beneficiosas durante mucho más tiempo, sin por ello alterarse sus cualidades organolépticas. Es decir, los congelados son alimentos saludables y con un sabor tan agradable como el de los alimentos frescos.
  • La rapidez en el proceso de congelación impide el crecimiento microbiano y la perdida de nutrientes del alimento. Así, por ejemplo, un pescado o marisco congelado presenta un valor nutricional igual que el del pescado o marisco fresco, con un sabor igual de agradable, pero sin el inconveniente de la posible proliferación bacteriana que puede tener lugar desde su pesca hasta su consumo.

Los pescados y mariscos congelados son una opción muy interesante para disfrutar de un producto de calidad, nutritivo y siempre listo para su consumo, la mejor manera de disfrutar de una dieta saludable.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *