sector minoristaEl pequeño comercio no solo hace latir el corazón de la economía propiciando un crecimiento sostenible y empleo estable. Su importancia transciende el plano económico para adentrarse en el terreno de lo social. Dinamiza la vida de los pueblos y los barrios de las ciudades, formando parte de su vida, historia e idiosincrasia. Y lo hace involucrándose en su día a día, prestando especial cuidado y cariño a la selección de sus productos y con una atención cercana al cliente que nunca pasa desapercibida por su proximidad.

Congelados Apolo ha crecido de la mano del comercio detallista y, hoy como ayer, mira al futuro de su mano.

Para la compañía granadina, con sede en Loja, supone un orgullo la confianza que el sector minorista ha depositado en su marca y productos desde que su fundación, hace ya más de medio siglo.

En aquellos difíciles comienzos, allá por el año 1963, el pequeño comercio de Loja y sus vecinos apostaron por Apolo que, poco a poco, se fue expandiendo por los pueblos limítrofes hasta convertirse en líder de Andalucía en el sector. En la actualidad la compañía cuenta con siete rutas de reparto que salen a diario por los diferentes municipios de Granada, llegando a pueblos de otras provincias como Almería y Jaén.

De forma paralela, Congelados Apolo distribuye su producto al por mayor en toda España, a través de distintas cadenas de alimentación con la que ha cerrado acuerdos a nivel nacional en los últimos años.

Tras 50 años de historia, la empresa continúa su expansión y crecimiento, un difícil reto en tiempos de crisis para el que apuesta por la calidad como filosofía y seña de identidad, la constante innovación en la industria del congelado y unos precios competitivos. Esa mirada al futuro no sería posible, sin embargo, sin las empresas minoristas que tanto en el pasado y el presente confían en Apolo. Para la compañía supone un orgullo y un privilegio trabajar codo a codo con el pequeño comercio, así como que sus productos formen parte de la oferta a su clientela.

La compañía cuenta con siete rutas de reparto que cubren la provincia de Granada, así como municipios de otras provincias como Almería y Jaén.

Precisamente para prestarles un mejor servicio Congelados Apolo ha estrenado un Departamento de Televentas que, de momento, opera en Granada y las zonas limitrofes. Es su forma de estar más cerca de los grandes héroes de la crisis: esos autónomos que siguen levantando la persiana a diario, pese a los duros tiempos que corren, ofreciendo un trato y productos de primera, además de un gran valor añadido.

¡Apolo os espera junto al pequeño comercio!


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *